siguenos

[Parte 2] La amenaza del hacha inmobiliaria: Vecinos continúan luchando por la protección de bosque natural de La Florida

Facebook
Twitter

[Parte 2] La amenaza del hacha inmobiliaria: Vecinos continúan luchando por la protección de bosque natural de La Florida

Los trabajos de trazado y cierre del terreno donde se ejecutará uno de los mega proyectos inmobiliarios de La Serena alertó a los vecinos, que se organizaron para proteger el área de eucaliptus que ellos denominan el bosque de La Florida.

Miles de personas han expresado su repudio por el proyecto inmobiliario que pone en riesgo el bosque natural del sector La Florida de La Serena. Por esta razón, los vecinos se han organizado con el objetivo de salvaguardar la flora y fauna del lugar, para dichos fines se han reunido con autoridades y con los responsables de la obra.

Una de las iniciativas es aquella petición a través Change.org “Proteger bosque de La Florida” dirigida a la Municipalidad de La Serena, que pretende juntar 25.000 firmas, y que presenta la siguiente consigna “Queremos proteger al único bosque de libre accesibilidad en la comuna de La Serena, este fue cerrado aparentemente para proyectos inmobiliarios. Un espacio de desconexión para los ciudadanos que no queremos perder, además de la flora y fauna que debemos proteger”. Dicha acción ya ha conseguido más de 24.600 firmantes en tres semanas.

Distintas agrupaciones se han incorporado en esta defensa por este lugar, Edwing Muñoz de la agrupación “Salvemos el Bosque” de La Florida comentó a #EsHoy sobre «la importancia que posee el bosque para muchos vecinos como lugar de esparcimiento y la conciencia generalizada existente del cuidado de este espacio en particular de los jóvenes”, haciendo hincapié en que “es un pulmón en la ciudad y debemos cuidarlo». También se encuentra participando de las actividades Rocío Guamán Guzmán, miembro la ONG Manos sobre la Tierra, quien indicó que la entidad «tiene el objetivo de proteger todos los pulmones verdes de la región, y especialmente de la conurbación La Serena-Coquimbo, además nos enfocamos en la educación ambiental, en la reforestación, y en la preservación del ecosistema que existe».

Por su parte, Rodrigo Muñoz, vecino de la Florida y arquitecto de profesión, participa en el grupo Salvemos el Bosque de La Florida, quien explicó su motivación para defender este sector “conozco el bosque, voy con mis hijos, con mi mascota, he paseado y disfrutado de ese espacio único que contamos en el sector de la Florida que además es gratuito. Sirve como un espacio recreacional para la comunidad, que te permite relajarte. Sobre todo, considerando lo que hemos pasado como país con un estallido social y ahora una pandemia que ha aumentado el estrés y la depresión, somos el segundo país del mundo con peor salud mental, según estudios (Ipsos,2021), y tener un espacio natural a unas cuantas cuadras para relajarte y descansar mentalmente… es un tesoro”.

Muñoz sostiene que no existió participación ciudadana para este megaproyecto que contempla 1.122 viviendas “es gigante el impacto que va a generar y nosotros somos las personas más afectadas porque vamos a estar al lado. Estoy hablando de congestión vehicular, del aumento de cantidad de habitantes, uno elige ciertos lugares por las condiciones de habitabilidad. Es por esto cuando se generan este tipo de proyectos, con esta envergadura debe existir una participación ciudadana y el Estado lo exige, pero ¿de qué manera?, ¿colocando un aviso en un Diario Oficial? ese es el primer gran problema, ¿es normal que un vecino compre el diario oficial y vea tres años antes de que comience un proyecto si el proyecto lo va a afectar o no?”.

Respecto del Servicio de Evaluación de Impacto Ambiental,  este arquitecto criticó el proceso que se realiza para definir qué proyectos deben pasar por las distintas evaluaciones que existen “un proyecto como este sin lugar a dudas debió pasar por un Estudio de Impacto Ambiental y no por una Declaración de Impacto Ambiental que es una  simple declaración por parte de la Inmobiliaria de lo que va a afectar con la construcción, sin salirse de las normas, pero sin proponer mitigaciones para los daños, por lo tanto la diferencia entre estas dos sistemas es gigante”.

“Si nosotros revisamos el artículo 11° de la ley 19.300 sobre Bases Generales del Medio Ambiente, existen variados argumentos con los cuales, dentro de una participación ciudadana real (PAC), le podríamos haber dicho a la empresa, no están respondiendo frente al espacio medio medioambiental que van a afectar, que es un ecosistema, porque no es solamente los árboles, sino que también a la fauna que podríamos enumerar, de hecho, nuestro grupo realizó un catastro de los cuales que se verán afectadas con este proyecto. Deberíamos preguntarnos: ¿por qué se porque se realizó una DIA y no se realizó una EIA? que es lo que se debió hacer”, señala Rodrigo.

El profesional es enfático en detallar algunos puntos de esta normativa. “El artículo 11,  en su letra b contempla los efectos adversos significativos sobre la cantidad y calidad de los recursos naturales renovables, incluidos el suelo, agua y aire en la letra, es evidente que existirá una alteración del ecosistema  hay anfibios, aves y roedores que serán erradicados, los árboles son reservorios de CO2, serán talados sin efectos de mitigación; en la letra c, se hace referencia a las alteración significativa de los sistemas de vida y costumbres de grupos humanos, este punto es claramente afectado, dado que se pierde el único pulmón verde existente, el cual es un espacio gratuito de encuentro y  recreación para la comunidad”, puntualiza.

Área de influencia del proyecto 

El estudio del Medio Humano del proyecto contempla, como metodología “reunir la evidencia empírica necesaria a partir del trabajo de campo, observación participante y entrevistas”, sin embargo, ellos declaran en el informe que realizaron 7 entrevistas en el área de influencia, consultado este arquitecto manifestó “esto demuestra claramente que nunca existió una intención de generar participación ciudadana, los profesionales que nos dedicamos a desarrollo urbano, lo primero que debemos hacer cuando pensamos y generamos un barrio, es que generar participación ciudadana, y lo que aquí se hizo es una entrevista muy escueta a siete personas bien puntuales”.

“ Las proyecciones que se hacen  de la congestión en Avenida Las Parcelas, con la llegada de este nuevo barrio, fueron advertidas y no escuchadas, su impacto respecto de la cantidad de vehículos, el agravante del ruido, con la emisión de contaminantes, hay varios factores que no se han visto, y que considero no fueron abordado por la inmobiliaria, esta  avenida se va a transformar en una  como Vicuña Mackenna de Santiago , ejemplificó Rodrigo sobre algunos de los impactos que tendrá este proyecto para el sector de la Florida, el cual fue observado por la Seremi de Desarrollo.

“Hay quienes mencionan que se es egoísta, al estar defendiendo un espacio personal, del barrio. Pero, hay que tener ojo ahí, cuando uno se compromete con la defensa de un lugar, sobre todo de un área verde que es un sumidero de CO2. Este bosque que defendemos posee plantaciones de eucaliptos que es uno de los árboles que más dióxido de carbono captura de las especies que se encuentran en nuestro país. Según CONAF se captura 29,9 toneladas de este gas por hectárea (ha) en un año y acá se pretende talar 4,28 ha, no hay que olvidar que Chile ha suscrito varios tratados internacionales respecto a la emisión de gases de efecto invernadero, y su compromiso es disminuir los niveles de CO2”.  explicó Muñoz.

LA RESPUESTA DE LA EMPRESA

En #EsHoy nos contactamos con el actual representante legal del proyecto, Héctor Ponce Ponce de Inmobiliaria La Florida S.A. quien nos derivó al gerente comercial, Ángelo Montaño, el que se desempeñó hasta abril de 2018 como director SERVIU de la Región de Coquimbo.

Consultado por la fase en la que se encuentra el proyecto el gerente comercial explicó que «en estos momentos se encuentran ejecutando la obra de prolongación de la Avenida Raúl Bitrán, pero en lo inmediato es sólo la extensión de la calle lo que en este caso ha abierto la discusión y preocupación de los vecinos del sector”. Argumentó que “la inmobiliaria tenía considerado que los trabajos no comenzarán sino hasta unos 4 o 5 años más. Sin embargo, producto de gestiones de la autoridad comunal y regional se nos solicitó ver la posibilidad de adelantar la ejecución de estas obras, a fin de colaborar con la entrega de una solución para Ceres que actualmente presenta un único acceso vial por la Ruta 41, por lo tanto esta faena entregaría una mejora en la condición de accesibilidad al villorrio Ceres, además de permitir entregar una alternativa para el empalme de alcantarillado otorgándole así un punto de conexión para solucionar el problema que los afecta”.

En 2019 el proyecto cambio de titularidad según explicó el gerente comercial “los cambios de titularidad ocurren y son regulares en esto, porque la etapa inicial es un proyecto que uno no tiene seguridad si se va a probar o no, luego cuando se aprueba efectivamente viene el desarrollo completo del proyecto con todo lo que implica por lo tanto la titularidad no quita el cumplimiento de las bases normativas que se especificaron al momento de aprobarse”.

Entre lo que más preocupa a los vecinos es la tala de las 4,28 hectáreas de eucaliptus en este proyecto, Montaño respondió no toda la vegetación que está ahí en el “bosque” como lo denominan la comunidad, se encuentran en nuestra superficie, no somos los únicos que tenemos terreno en ese sector hay otras inmobiliarias y familias. Particularmente la zona que a nosotros nos compete, qué son estas 4,28 ha que están en la DIA corresponden y se debe considerar un plan de manejo que efectivamente está previsto, este se debe concordar con la autoridad, pero cuando lleguemos a esa fase y eso está previsto para muchos años más, este proyecto tiene de 12 a 15 años”, añadiendo “no es ahora cuando entremos a la etapa de la tala (…) Hay un tiempo razonable para empezar a avanzar en poder en conjunto con la autoridad buscar los mejores mecanismos que a todos puedan satisfacer”

El gerente comercial resaltó, la inmobiliaria tiene toda “la disponibilidad de diálogo a fin de poder precisamente: informar, aclarar dudas y establecer una mesa de trabajo que nos permita recoger en parte las inquietudes que no han planteado”; es por esto que la inmobiliaria tiene la intención de incorporar a esta mesa de trabajo a autoridades comunales y regionales para poder darle un peso institucional, ya que actualmente está compuesta por algunas agrupaciones, ONG, algunos ciudadanos de pie y algunos concejales que se han vinculado a este tema. Sin embargo, concluyó “no es una decisión que sólo dependa de nosotros como empresa, sino que también depende de la autoridad”.

Créditos Fotografía Marcelo Mena

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print

Relacionados: